Archivo de etiquetas| mesa

Rituales para recibir el Espíritu de la Navidad – Emedemujer USA

Cada 21 de diciembre llega el espíritu de la Navidad y junto con él abundancia, paz, amor, unidad y bienestar para recibir el nuevo año

Cada 21 de diciembre llega el espíritu de la Navidad y junto con él abundancia, paz, amor, unidad, fraternidad, armonía, prosperidad y bienestar para recibir el nuevo año

Con motivo de su llegada las personas realizan ciertos rituales que potencien todas estas dichas y dar un recibimiento por todo lo alto al espíritu de la navidad, por eso aquí te contamos algunos rituales que puedes practicar para que el nuevo año este lleno prosperidad y abundancia.

Prepara los elementos y mantén limpio y aromatizado tu hogar. El incienso, mirra, mandarinas, flores son olores caracterizados por transmitir abundancia y prosperidad.

RITUALES CON VELAS

Para realizar este ritual debes considerar su ubicación, pues la mesa debe estar orientada hacia los rayos del sol.

Necesitarás: 12 velas blancas, un mantel con colores alusivos a la navidad o blanco.  Algún pañuelo o cinta dorada, papel blanco, lápiz, incienso, flores, cuatro platos pequeños, arroz en granos, sal, azúcar y un poco de tierra.

Además, tres velas una amarilla, azule y roja y esencia de mandarina (o algún aroma de tu preferencia).

Enciende las 12 velas, debes mantenerlas así pues estas representarán los doce meses del año que está a punto de terminar. Coloca el mantel sobre la mesa y la cinta o pañuelo dorado ponlos en la esquina derecha de la mesa.

 Realiza con las flores que elegiste un arreglo y ponlo en el centro de la mesa. Los platos deberás colocarlos en cada una de las esquinas de la mesa. Toma el papel y lápiz y escribe tus peticiones, inclinando levemente las letras hacia el lado derecho, eso simboliza el avance que estas dando en tu vida.

Con la esencia frota tus manos e inicia las peticiones. Este ritual lo puedes realizar junto a otros. Cuando hayas terminado de escribir y leer en voz alta tu carta, enróllala y quémala poco a poco con el fuego de la vela amarilla, azul y roja.

Al terminar el ritual junta las manos y agradece.

CARTA AL ESPÍRITU DE LA NAVIDAD

Rituales para recibir el Espíritu de la Navidad

Necesitarás: papel, lápiz, un vaso de agua, una cinta blanca, una vela y una caja o cofre.

Escribe una carta en la que le digas al espíritu de la navidad todos tus deseos para el próximo año, ya sean deseos materiales o inmateriales, lo importante es que los desees de todo corazón. También debes agradecer todo lo que has recibido en el año que termina.

Cuando termines de escribir la carta, dóblala ponla debajo de vaso de agua en dirección al norte, enciende un vela y escribe en ella tu nombre, déjala encendida hasta que se consuma. Al siguiente día, enrolla la carta y átale una cinta alrededor, guárdala en una caja. Recuerda dar las gracias y puedes ir viendo la carta a ver si tus deseos se han hecho realidad.

Otras formas de darle la bienvenida al espíritu de la navidad es organizando una cena especial junto a tus seres queridos y mantener una actitud agradecida y llena de paz.

Origen: Rituales para recibir el Espíritu de la Navidad – Emedemujer USA

Champiñones rellenos de requesón y nueces | Cocina

 

Damos la bienvenida a RED al blog COCINERO DIARIO donde vas a encontrar recetas de lo más variado. Estos champiñones son solo un ejemplo.

CHAMPIÑONES RELLENOS DE REQUESÓN Y NUECES
Preparación: 20 min
Cocción: 10 min
Ingredientes: 300 gr de champiñones portobello
250 gr de requesón o ricota
60 gr de nueces
2 cucharadas y unas cuantas hojas de queso parmesano
un puñado de hojas de rúcula
2 cucharaditas de orégano
1 cucharadita de mostaza diáfana o dijón
1 pizca de sal gorda
pimienta molida
vinagre de jerez
aceite de oliva
Procedimiento:

En primer lugar ponga el horno a precalentar a 200ºC. Limpie los champiñones con ayuda de un cepillo o papel de cocina, quíteles el tallo para poderlos rellenar y salpimiéntelos. Pique las nueces en un mortero y ralle parmesano hasta obtener aproximadamente 2 cucharadas. A continuación prepare una mezcla con el requesón, las nueces picadas, el parmesano rallado, las dos cucharaditas de orégano, una pizca de sal y pimienta molida. En una bandeja para horno coloque papel de aluminio y engráselo con unas gotas de aceite de oliva. Coloque los champiñones sobre el papel de aluminio, rellenelos con la mezcla que ha preparado y riéguelos con unas gotitas de aceite de oliva. Introduzca los champiñones en el horno durante aproximadamente 10 minutos hasta que vea que están bien hechos. Mientras se hacen los champiñones en el horno prepare la vinagreta de la ensalada echando en un bol aceite de oliva, un poquito de vinagre de jerez, una cucharadita de mostaza diáfana o dijón, sal y pimienta y mezclándolo todo muy bien con ayuda de una cuchara. En un plato coloque una base de rúcula y riéguela con la vinagreta que ha preparado. Cuando estén listos, coloque los champiñones rellenos encima de las hojas de rúcula. Para finalizar corte unas hojas de queso parmesano con ayuda de un rallador, colóquelas por encima de los champiñones y riéguelas con un chorrito de aceite de oliva. Sirva los champiñones rellenos mientras están todavía calientes.

Agradezco vuestros comentarios y os recuerdo que podéis suscribiros a mi blog ademas de mi canal de YouTube para estar al tanto de todas las novedades. Un saludo enorme y con mucho cariño para todos vosotros. Muchísimas gracias por todos vuestros comentarios y para los que no sean todavía seguidores mío no olvidéis seguirme tanto en el blog como en mi canal de YouTube https://www.youtube.com/user/MrZexions

Fuente: este post proviene de Cocinero Diario, donde puedes consultar el contenido original.

Origen: Champiñones rellenos de requesón y nueces | Cocina

Mueblesdepalets.net: Encimera de cocina con fogones hecha de palets

Te explicamos como hacer sofás, camas, estanterías, mesas… Muebles de palets es la opción más económica para decorar tu casa

Coin Coin ha construido una isla de cocina con palets, y además le ha añadido unos fogones para hacerla perfectamente funcional, aprovecha los espacio entre los palets como estantes para guardar sus utensilios. En la cocina también encontramos un pequeño estante para las especies de palets.
Si os ha gustado este biombo hecho con palets por favor comparte esta publicación, desde Muebles de palets os estaremos muy agradecidos:

Origen: Mueblesdepalets.net: Encimera de cocina con fogones hecha de palets

Quitar cercos negros en la madera

1

Un buen truco para quitar cercos negros en la madera (casi siempre producidos por un vaso o una planta) es utilizando agua oxigenada. El cerco de humedad suele quedar oscuro, por lo que frotando la zopa con agua oxigenada conseguirás quitarlo.

Otra opción es frotar la zona con lejía rebajada con agua. Frota suavemente y verás que el cerco oscurecido desparece cómo por arte de magia.

También desparecerán las marcas de agua si pones sobre la mancha un poco de mayonesa (sí, lo que oyes!). Deja actuar una hora y aclara. Cada marca de agua necesitará más o menos tiempo, en función del tiempo que haga que está allí o de la profundidad. Repite hasta que la elimines completamente.

Si la mancha de agua es reciente será de color blanco, y bastará con que apliques lo antes posible aire caliente con el secador de pelo hasta que seque el agua completamente. Es mejor aplicar el aire en sentido de las betas de la madera y nunca muy de cerca.

Protocolo y modales en la mesa

04b6c3223ff4572691ba031ad7f98f54

La verdad es que resulta apasionante el ir recogiendo información par a poderla trasladar a todos mis amigos y aquellos que siguen mis publicaciones.

Hay cosas y situaciones que das por hecho que debes de saber o asumes como cotidianas y no te preocupan hasta llegado el momento y que te puedes encontrar en una tesitura complicada de salir.

hoy encontré estas normas de protocolo que pueden ser muy valiosas para todos nosotros y que agradezco a su autor Protocolo.org de haberlas puesto a nuestro alcance.

Buenos modales en la mesa.

Los modales en la mesa juegan un importante papel a la hora de hacernos una idea sobre la educación de las personas y a la hora de causar una buena impresión en una comida. Tener buenos modales en la mesa es una garantía para el éxito, tanto en nuestras relaciones personales como en los negocios.

Con independencia de que la comida sea con nuestro jefe, con un colega o con un cliente,nuestros modales pueden darle una idea de nuestro nivel de educación y en algunos casos, de nuestra capacidad profesional para acometer citas de este tipo. Alguien que no se sabe mover con soltura en la mesa no es buen indicativo y puede ser síntoma de inexperiencia en comidas de negocios.

La servilleta y su utilidad como símbolo.

La comida, según marcan los cánones más tradicionales,  debe comenzar cuando el anfitrión comienza a desdoblar su servilleta, se la coloca sobre el regazo y empieza a comer. Este es el punto de partida de cualquier comida. Nosotros debemos hacer lo mismo y colocar la servilleta desdoblada sobre nuestro regazo. Si la servilleta es muy grande la podemos colocar doblada por la mitad. La servilleta debe permanecer en esta posición durante toda la comida, y solo se debe retirar del regazo para limpiarnos los labios cuando sea necesario (siempre antes y después de beber).

En determinados países, como en el caso de muchos países americanos, suelen dejar la servilleta, cuando tienen que ausentarse un momento, sobre la silla, para indicar que van a volver en unos instantes. Tampoco es una costumbre generalizada en toda América pero si en determinadas partes.

En Europa se deja ligeramente arrugada sobre la mesa, en el lado izquierdo; si la pausa la hacemos dejando la servilleta arrugada en el lado derecho podría ser interpretado como final, y no como pausa.

El final de la comida, lo suele marcar el anfitrión dejando su servilleta ligeramente “arrugada” sobre la mesa. Una vez que la comida ha terminado el resto de los comensales deberían hacer lo mismo con su servilleta. No es correcto dejar la servilleta sobre el plato o se dobla de nuevo como si nunca se hubiera utilizado.

“La servilleta siempre se coloca sobre las piernas, no anudada al cuello como un babero”

La elección del menú.

Si después de revisar la carta hay dudas sobre alguno de los platos del menú no dude en preguntar al camarero por su composición y por cualquier otro dato que considere de interés antes de aventurarse a pedirlo. Es parte del trabajo del camarero, que no solo está en la sala para tomar nota. Esto es conveniente preguntarlo por si el plato trae algún ingrediente que no le gusta, al que es alérgico o cualquier otro motivo. Es mucho mejor preguntar que dejar luego el plato sin comer.

Si está con otras personas, será el anfitrión el que pueda hacer alguna sugerencia, así como indicar al camarero que tome nota primero a sus compañeros de mesa y por último a él. En determinadas ocasiones será el anfitrión quien haga el pedido, pues el resto de los comensales habrán optado por dejarse “llevar” por las sugerencias del anfitrión.

En el caso de que haya mujeres en la mesa, estas serán las que pidan primero.

Como invitado no se deben pedir platos caros, a menos que nuestro anfitrión nos lo indique o recomiende.

Tampoco se deben pedir más de dos platos en la comida. Si el anfitrión se inclina por pedir un determinado plato y hace el comentario sobre la idoneidad de que usted pida lo mismo, puede pedir ese mismo plato con independencia de lo que valga. Lo mismo ocurre a la hora de los postres. En este momento del postre no pida ningún tipo de licor caro o bebida de importación a menos que el anfitrión le invite a ello. También podemos dejarnos aconsejar por el camarero sobre las especialidades de la casa.

Interpretando la mesa.

Si asistimos a una cena formal o banquete de etiqueta, es posible poder “adivinar” en cierta medida los platos que nos servirán por los cubiertos y platos que hay en la mesa. Lo mismo ocurre con las copas y las bebidas que serán servidas. También queremos indicar que lo habitual para banquetes de este tipo es que haya tarjetones con el menú, pero puede no haberlos y es en este caso cuando podemos leer entre líneas “la mesa”.

  Saber estar en la mesa de un restaurante. Modales en la mesa. Comer fuera de casa.

Para darnos un idea y partiendo del plato como centro, a la derecha se colocan los cuchillos,las cucharas y cualquier otro tipo de cubierto especial (una pinza para el marisco, un gancho para los caracoles, etc.). En la parte superior del plato y ligeramente hacia la derecha se coloca la cristalería: copa de agua, copa de vino tinto y copa de vino blanco. Si hay champán, esta copa se colocará la última a la derecha (y en algunos sitios la colocan la primera a la izquierda).

En el lado izquierdo se colocan todos los tenedores y utensilios de apoyo (para pinchar o sujetar), y en la parte superior izquierda el platillo del pan y de la mantequilla. Generalmente también se coloca la servilleta, pero lo hemos dejado a elección de cada cual, pues colocarla en cualquiera de ambos lados del plato es totalmente correcto.

Hay autores que dan una cierta regla general para reconocer los cubiertos (aparte de la regla más conocida de utilizarlos de fuera hacia adentro). Es recordar que los utensilios para tomar alimentos líquidos tienen sus cubiertos en la parte derecha, y los alimentos sólidos suelen tener sus cubiertos en el lado izquierdo.

“Los cubiertos se utilizan de fuera hacia adentro, los primeros que se utilizan son los más alejados del plato”

Los cubiertos, cuando los utilizamos.

Escoger los cubiertos con los que tenemos que comer es una tarea muy sencilla. Lo hemos visto cientos de veces a lo largo de nuestra vida. No es difícil saber por donde debemos comenzar. Primero se deben utilizar los cubiertos más alejados del plato, a menos que se ponga un cubierto determinado en el mismo momento de servir el plato.

Se suele comenzar con una cuchara para tomar una sopa, un puré, una crema o un alimento líquido o pastoso.

Luego se suelen utilizar los cubiertos de pescado (tenedor y pala) y por último los cubiertos de carne. Los cubiertos de postre, si se colocan, estarán en la parte superior del plato de forma perpendicular a los cubiertos de mesa. Y en caso de duda, no tenga reparo en preguntar o en observar como los utilizan otros comensales.

Hay expertos que nos relatan dos formas de utilizar los cubiertos. La Europea (o Continental), que consiste en cortar los alimentos ayudados del cuchillo (en la mano derecha) y del tenedor (en la mano izquierda) durante toda la comida. La Americana, que consiste en cortar la comida con el cuchillo (en la mano derecha) y el tenedor (con la mano izquierda) y una vez cortada la comida se deja el cuchillo y se pasa el tenedor a la mano derecha para tomar los alimentos troceados. Cada uno  de estos estilos es opcional, aunque el que se cree más correcto, entre la mayor parte de las personas, es el estilo Europeo o Continental (cortar a medida que se va comiendo sin cambiar los cubiertos de mano).

Por supuesto, que los zurdos pueden utilizar los cubiertos de forma inversa a los diestros, y no es ninguna falta de corrección. Incorrecto es la persona, si la hay, que le pueda recriminar tal hecho.

Final de la comida.

NUNCA se debe apartar el plato de la mesa para indicar que se ha terminado de comer. No hay cosa más incorrecta e impropia en el comportamiento de un comensal.

El plato siempre permanece en la misma posición durante toda la comida. El modo de indicar al camarero que se ha terminado de comer es dejando los cubiertos en paralelo sobre el plato. No se dejan los mangos muy salidos del plato pues puede dar lugar a tropezar en los mismos, bien el camarero cuando nos retira el plato o bien nosotros mismos con nuestros propios brazos. Se deben dejar bien metidos hacia el centro del plato.

Los cubiertos que no ha utilizado no hace falta que los ponga en el plato, los puede dejar sobre la mesa, y se le retirarán cuando sea oportuno hacerlo. En el caso de las cucharas y las copas u otros cuencos, nunca se dejan dentro del recipiente, sino que se dejan en el plato de base que acompaña a este recipiente.